ATENCIÓN DE PACIENTES CRÓNICOS: Healthfirst trabaja junto a AIRnyc para reducir las hospitalizaciones y mejorar el control del asma

El desafío: las personas de color en la ciudad de Nueva York sufren de asma y otras enfermedades crónicas en forma desproporcionada. Los neoyorquinos negros y de origen hispano son dos veces más propensos que otros neoyorquinos a recurrir a la atención de emergencia para controlar el asma. (Fuente) Sus enfermedades se ven agravadas por la inestabilidad habitacional, la inseguridad alimentaria, el desempleo, la inequidad en la salud y la falta de acceso a servicios de cuidado médico.

Nuestro objetivo: reducir las hospitalizaciones y mejorar el control del asma entre los miembros que tienen esta enfermedad a través de asociaciones comunitarias.

La solución de Healthfirst: utilizamos los datos de las reclamaciones de las membresías para identificar a las personas de color que se beneficiarían de asociarse con AIRnyc. A través de esta asociación, trabajadores de la salud comunitarios se reunieron con individuos seleccionados para analizar y apoyar maneras de mejorar la salud. Esto varía desde adquirir suministros médicos hasta acceder a servicios de control de pestes y establecer conexiones con el cuidado social. El programa consistió en más de seis llamadas con recordatorios, consultas a domicilio con una evaluación de las necesidades, referidos de salida y una participación continua con base en el perfil de riesgo del miembro.

Mejoras en la salud de la población

  • Aumento del 32% en el cumplimiento del índice de medicamentos contra el asma entre los miembros inscritos
  • Disminución del 43% en las admisiones a la sala de emergencias
  • Disminución del 46% en las consultas médicas/quirúrgicas
  • Aumento del 20% en las consultas al PCP

Aporte: la asociación entre AIRnyc y Healthfirst indica que las consultas a domicilio y la participación continua son fundamentales para abordar los resultados de salud que tuvieron consecuencias debido a factores no clínicos en el vecindario y en casa. El éxito de este programa ha sido el puntapié para incluir a más miembros en riesgo de desarrollar asma y otras enfermedades respiratorias.